Tratamiento de Lavados Nasales 

(Nasal Wash Treatment)

¿Por qué debe hacerse un lavado nasal?

Muchas personas con asma y otros problemas pulmonares, tienen también síntomas nasales y de sinusitis. Las secreciones de la nariz y los senos paranasales pueden empeorar su asma, especialmente durante la noche. Un lavado nasal con agua de sal, o irrigación nasal ayuda a aliviar estos síntomas.

Un lavado nasal:

  • Limpia la mucosidad de la nariz de manera que, los medicamentos pueden ser más efectivos
  • Limpia los alérgenos e irritantes de la nariz
  • Disminuye la hinchazón en la nariz

¿Cuál es la técnica correcta para el lavado nasal?

Antes de comenzar, lávese las manos.
Prepare la mezcla para el lavado nasal

Prepare una solución salina (agua con sal) use un vaso limpio y prepare la mezcla fresca para cada lavado. Mezcle media cucharadita de sal sin yodo(uniodized salt)  en un vaso de 8 onzas de agua tibia. Debe usar sal sin yodo, (uniodized salt) porque la sal con yodo (iodized salt) puede producir irritación si se usa por largos periodos de tiempo. Añada una pizca de bicarbonato de sodio, una pizca es la cantidad que usted puede tomar entre el dedo pulgar y el índice. Si se siente muy congestionado, use las 8 onzas durante el lavado nasal; si no es así, 4 onzas serán suficientes. Si le sobra mezcla, tírela y  prepare una nueva cada vez.

Posición para el lavado nasal

  • Adultos y niños mayores   Inclínese sobre el lavamanos con la cabeza  hacia abajo.
  • Niños pequeños  – Si es posible, que el niño se incline sobre el  lavamanos con la cabeza hacia abajo. Un niño pequeño  puede tener dificultades para cooperar con el lavado nasal, y puede ser que usted necesite sujetarlo y ayudarle. Se le mostrarán maneras de  sujetar a un niño pequeño durante el  lavado nasal. Una manera es  envolver al niño en una mantatoalla con los brazos hacia abajo, al mismo tiempo que usted lo sujeta.

Para el lavado nasal

El personal médico le hablará sobre las diferentes técnicas y cual es la más apropiada para usted

Técnicas para adultos y niños mayores

  • Método 1 -    Use una perilla de goma grande de las que se usan para los oídos,  ésta se puede comprar en la farmacia. Llene la perilla completamente con la mezcla de agua y sal. Introduzca la punta de la perilla en un lado de la nariz y apriete con su dedo la nariz para prevenir que la mezcla se salga. Suavemente apriete la perilla varias veces para que la mezcla se mueva dentro de la nariz,  suénese la nariz suavemente. Repita este proceso en el  otro lado de la nariz.
  • Método 2 - Use un Water PickâIrrigador de Nariz con Punta Grossan â. Coloque la mezcla de sal en la parte de la reserva del  Water Pickâa la presión más baja posible. Introduzca la punta  en  un lado de la nariz y permita que la mezcla salga por la boca o, por el otro lado de la nariz. Suénese la nariz suavemente. Repita este proceso por el otro lado de la nariz.
  • Método 3 -  Use sus manos con esta técnica. Coloque un poco de la mezcla de agua y sal en la palma de su mano, luego aspire (inhale) la mezcla por la nariz, un lado a la vez. Suénese la nariz suavemente. Esta técnica no es tan efectiva, pero se puede usar algunas veces.

Técnica para  bebés y niños pequeños

  • Bebés  - Se recomienda usar un gotero o una inyectadora (sin la aguja) para hacerle un lavado nasal a un bebé. Coloque 10-20 gotas de la mezcla de agua con sal en un lado de la nariz del bebé. Use una perilla para sacar la mucosidad de la nariz de su bebé. Repita este proceso en el otro lado de la nariz.
  • Técnica alterna para niños pequeños -  Para un niño pequeño,  que puede sonar su nariz, pero que no coopera con el método de la perilla, (método 1), puede comprar la mezcla de sal en la farmacia, o puede usar una botella limpia de spray nasal y llenarla con la mezcla que usted prepara cada vez  para el lavado nasal. Este método no es tan efectivo, pero es otra opción cuando no se puede usar el método de la perilla. Use una botella plástica de spray limpia.

Apriete la mezcla en un lado de la nariz del niño y que el niño se suene la nariz suavemente. Repita este proceso en el otro lado de la nariz.

Con cualquiera de estas técnicas,  la mezcla se puede ir a la boca y dejar sabor a sal. Se puede enjuagar la boca después de cada lavado si lo cree necesario.

Mantenga limpios los aparatos

Para prevenir el crecimiento de bacteria, debe limpiar todos los aparatos que ha usado para el lavado nasal. Es importante que cada miembro de su familia tenga su propia perilla o adaptador.

Para limpiar la perilla (gotero, botella o spray)  

  • Después de cada uso  (que puede ser varias veces al día) llene la perilla con agua caliente, agítela, y vacíela completamente. No permita que la perilla permanezca en el agua. Colóquela en un vaso  limpio de manera que quede suspendida con la punta hacia abajo para que el agua se vacíe completamente.
  • Además de enjuagarla después de cada uso, límpiela a diario  con alcohol del (70% isopropyl) Llene la perilla con alcohol y agítela bien para que se limpie,   vacíela y  colóquela de nuevo con la punta hacia abajo suspendida en un vaso limpio para que se vacíe completamente.

Para limpiar el   adaptador nasal Grossanâ

  • Limpie la punta del  adaptador  nasal Grossanâconun paño húmedo después de cada uso.

Una vez por semana, limpie el adaptador usando una mezcla liviana de cloro(una parte cloro y nueve partes agua) Enjuáguelo bien con dos, o más ciclos de agua fresca.

Nota : Esta información se le proporciona a usted como un servicio educativo de National Jewish Health.   No es el objetivo de este folleto sustituir la atención

médica profesional.

Copyright October 1993, revised 2004.

National Jewish Health Health .

PTE.115

Bookmark and Share